Preboda

Nuestra primera toma de contacto. Si te casas y temes a las sesiones de fotos, sin duda, la preboda te servirá de gran ayuda.

No es algo indispensable, pero sí ayuda a la pareja a que se sientan más cómodos delante de una cámara. Además, siempre me gusta decirlo porque es cierto, pocos momentos hay más bonitos que los preparativos de uno de los días más importantes de tu vida. Y esta es la mejor manera de inmortalizarlo y poder tenerlo siempre para el recuerdo.

En este reportaje de preboda siempre busco naturalidad, nada de posados. Mi principal objetivo es reflejar en mi trabajo la autenticidad de cada pareja, la ilusión de sentir que se acerca su gran día.

ANTERIOR
SIGUIENTE
ESCRIBE Y PULSA INTRO
×